Plasmación de la MISIÓN y la VISIÓN de tu negocio

Una vez que ya tienes tu Manifiesto, es necesario pasar a la acción, que no se quede en una simple lista de intenciones o conceptos abstractos guardados en un folio A4 de tu cajón o en una pestaña de tu web. Se trata de tener claro en qué negocio estás -¿sigues pensando que vendes un producto?-, de poner en práctica todos esos valores que has concretado en ese Manifiesto, de saber qué es lo que quieres conseguir a largo plazo -visión- y cómo vas a ir cumpliéndolo en tu día a día -misión-.

La visión de tu negocio es tu sueño, tu meta. Piensa en lo que te mueve a levantarte cada día con ilusión, con ganas, con fuerza. Quieres cambiar algo, mejorar, aportar algo tuyo a través de tu empresa o de tus productos para hacer una sociedad mejor. Esa y solo esa es tu visión.

Pero, ¿cómo alcanzar ese sueño? ¿Cómo llegar a tocar y hacer realidad esas ilusiones? Dando pequeños pasos cada día. Esos pequeños pasos cobran vida a través de las historias. Con cada historia, tu marca hace que parte de sus valores cobren vida y se hagan reales.

Las historias que suceden en torno a tu marca en el día a día son las que marcan si estás cumpliendo tu misión.

Podríamos decir que la misión son todas esas pequeñas historias que estás haciendo hoy para llegar a cumplir una gran historia única, que es lograr ese sueño, esa meta, ese cambio en la sociedad a través de tu marca. Y es un magnífico termómetro de tu estrategia de Brand Story.

 

 

Image by photophilde

Tags from the story
, , ,
More from el copy canalla

La verdadera historia de tu empresa está en la mesa de tus empleados

A veces creemos que la historia de nuestra empresa se esconde en...
Read More

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *